comunidad

En estos dias en que estuve "desconectado" del mundo tuve la oportunidad de corroborar algo que sospechaba, y que ahora estoy convencido, y que viene a complementar lo dicho en mis anteriores entradas: A la hora de migrar al software libre no basta con mostrar los beneficios tecnicos, practicos y de seguridad del uso de software libre, a la persona que hemos convencido a migrar, hay que ayudarla a que empiece a pensar de una manera libre.

El cambio a Software Libre muchas veces se ve obstaculizado por dos motivos:
Porque esta persona le teme al cambio porque a duras penas ha podido acostumbrarse al uso de la tecnología en su trabajo (por ejemplo, alguien de más de 50 años, que tuvo que acostumbrarse al cambio vertiginoso que ha implicado al avance tecnológico reciente);

Bart linux
"El aleteo de una mariposa puede provocar un huracan al otro lado del mundo"; si, suena exagerado, pero esa frase resume el concepto de que un pequeño cambio, una insignificante accion provocarà, inevitablemente, una cadena de efectos inimaginables. Es exactamente lo que me ha pasado cuando decidì hacer un cambio en mi computadora...¿eh?
Siempre queremos cambiar algo, hoy en dia quien no dice mas de una vez "que el trabajo me tiene harto", "que este auto me crea mas gastos que otra cosa", "que esta compu la voy a rebolear por la ventana", y cosas asi...