Regular volumen desde la consola